Un ser humano que llena de orgullo a la esencia del venezolano. Carlos Cruz-Diez es el máximo representante del arte óptico en el mundo. Sus aportes artísticos radican en el uso del color como elementos fundamental, único y emocional en el universo perceptivo. En su propuesta siempre está el hecho de imaginar el color como un escenario libre que se desenvuelve (tiempo – espacio) sin asistencia del sustentáculo.
Quienes son conocedores del tema aseguran que la cavilación plástica de Carlos Cruz-Diez ha reformado los elementos referentes al color en el arte. Casi todas sus indagaciones nacen en los soportes para acontecimientos cromáticos, así lo denomina el mismo artista. Sus obras colocan en convencimiento la interacción con el espectador al tener al frete los colores de su arte, automáticamente el momento se convierte en un suceso libre idóneo para desplegarse en el tiempo y el espacio real, sin explicación alguna, es decir, sin el soporte.
Este maravilloso artista ha enfocado las investigaciones en lo que se conoce como el análisis del binomio de la forma y el color al plantear la liberación del color y separarlo se la forma. Utiliza series de línea en implacable disposición proyectadas, de esta manera argumenta su planteamiento teórico referente al color y la separación de la forma. “El color es un hecho autónomo que existe sin necesidad de la forma”, según el propio Cruz-Diez explica.
Cruz – Diez ha realizado muchas obras para el mundo, así como también para el país que lo vio nacer. Su familia también se ha, más que preocupado, ocupado por el arte y de dejar un semblante en sus tierras, por lo que decidieron armar un museo (tipo fundación) referente al legendario artista. Su obra más popular en Venezuela es el sentido cromático que realizó en el Aeropuerto Internacional Simón Bolívar, su obra más fotografiada por locales y extranjeros que entran y salen de ese país.
Por su incalculable talento, este hombre, gran artista, ha recibido muchos premios a nivel mundial, entre los que destacan en una de la enciclopedia más grande del mundo están los siguientes:
1966 Gran Premio, III Bienal Americana de Arte, Universidad Nacional de Córdoba, Facultad de Ciencias Exactas, Córdoba, Argentina.
1967 Premio Internacional de Pintura, IX Bienal de São Paulo, São Paulo, Brasil.
1969 Segundo Premio, Festival Internacional de Pintura, Château-Musée de Cagnes-sur-Mer, Cagnes-sur-Mer, Francia.
1971 Premio Nacional de Artes Plásticas, Instituto Nacional de Cultura y Bellas Artes (INCIBA), Caracas, Venezuela.
Premio Integración de las Artes, VI Bienal de Arquitectura, Colegio de Arquitectos de Venezuela, Caracas, Venezuela.
Orden Andrés Bello, Primera Clase, Caracas, Venezuela.
Commandeur de l’Ordre des Arts et des Lettres, París, Francia.
Doctor Honoris Causa, Casa Rectoral, Universidad Simón Bolívar, Caracas, Venezuela.
Doctor Honoris Causa en Arte, Universidad de Los Andes, Mérida, Venezuela.
Medalla de Honor de la Ciudad de Marcigny, Marcigny, Francia.
Premio AICA 2009, Asociación Internacional de Críticos de Arte, Caracas, Venezuela.
Medalla de Oro de la Sociedad de las Américas, Cipriani Wall Street, Nueva York, Estados Unidos. Premio otorgado en el marco del evento 31st Annual Spring Party, organizado por Americas Society.
Premio al mejor artista vivo de la feria Estampa 2011, Madrid, España. Premio otorgado en el marco del evento 31st Annual Spring Party, organizado por Americas Society.
Ordre National de la Légion d’Honneur, grado Oficial, París, Francia.
Páez Medal of Art, Nueva York, Estados Unidos. (VAEA).
Premio Penagos de Dibujo, Fundación Mapfre, Madrid, España.